Consejos prácticos

Contacto con la herida

Durante su tratamiento es importante que:

  • Observe su herida: posibles cambios de color, cambios tanto en la cantidad como en el color del líquido de su herida (exudado), aumento del dolor, de la temperatura.
  • Siga en todo momento las instrucciones o consejos que le da su profesional sanitario en la gestión de la herida.
  • Siga una correcta higiene. Lávese las manos (antes y después de cualquier contacto con la herida) para prevenir la infección.
  • Mantenga un registro de cómo progresa su herida (sea positivo o negativo). Los registros son muy útiles para los profesionales sanitarios ya que les ayudan a comprender mejor como está evolucionando la herida.

Apósitos y tratamiento

Si usted realiza los cambios de apósito siga los siguientes consejos:

  • Los apósitos son de un solo uso.
  • Manténgalos en un lugar limpio y seco.
  • Compruebe que tiene suficientes apósitos para las próximas curas.
  • Pregunte por otras alternativas de tratamiento si el actual no funciona. Por ejemplo, si su apósito no queda bien sujeto, puede haber alternativas para mejorar la fijación. Antes de realizar el cambio de apósito, tenga todo el material preparado y a mano.
  • Mantenga un registro con el progreso de la herida.

Heridas y estilo de vida

Para una correcta evolución del tratamiento, es aconsejable que:

  • Mantenga sus citas regularmente con su médico o enfermera.
  • Siga una dieta equilibrada.
  • Apóyese en su familia y amigos.
  • Trate de mantenerse lo más activo posible para aliviar las zonas que pueden resultar dañadas por la presión constante.

 

Comments are closed.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies